Una nueva etapa en la vida

La vida se divide en etapas y subetapas, que a veces se solapan. La primera etapa de todos nosotros  empieza cuando nacemos y a veces dura hasta que nos vamos de casa, hasta que cambiamos estudios por trabajo, o hasta que nos vamos a vivir con otra persona.

Quizá el cambio más grande que puede sufrir una persona a lo largo de su vida es dejar de ser hijo para convertirse en padre. Es un momento en el que definitivamente dejas de ser el centro de atención de tu propia existencia para convertirte en el guía de una nueva persona. Dejar de mirar hacia dentro para mirar yasólo hacia fuera.

Hace 1 año comenzó la que para nosotros nuestra segunda etapa principal. Es algo que queríamos mucho que ocurriera y ya habíamos podido disfrutar un poco de viajar y hacer cosas que uno guarda para cuando ha terminado de estudiar y puede

Alex llegó en septiembre del año pasado y desde entonces nuestra vida ha cambiado … ¿bastante? No, bastante no es la palabra. Ha cambiado por completo. En primer lugar todo nuestro tiempo ahora es para él. No sólo el tiempo libre, sino el no libre también, y muchas cosas que hacíamos antes han tenido que ser reducidas o suprimidas. Nuestras salidas se han reducido casi por completo, y aunque ya tiene poco más de un año, aún depende de nosotros para cualquier cosa, desde alimentarse hasta jugar, por lo que al menos uno de los dos está siempre con él. Nuestras tardes ahora discurren en parques y jardines y los fines de semana o estamos en casa o intentamos ir a lugares que sean adecuados para él. En definitiva, toda nuestra vida gira en torno a Alex.

Para poder estar con él más tiempo ambos tenemos reducción de jornada, ya que desde que empezamos a pensar en tener hijos, los dos estuvimos de acuerdo en que los hijos son para estar con ellos. En los tiempos de hoy en día es bastante frecuente ver familias donde el padre o la madre sólo ven a su hijo por la noche, si le ven, y desde el principio no quisimos que ese fuera nuestro caso.

Tener un hijo relativiza mucho la importancia de lo que sucede. Ayuda a apartar todo aquello que carece de interés vital y a centrarse en lo verdaderamente importante y ayuda mucho a reenfocar la vida y los objetivos.

He de decir que hasta ahora la experiencia ha sido maravillosa, y excede con creces lo que imaginábamos. Alex llena nuestras vidas.

 

all you need is love

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *